La Talasemia causas, consecuencias y dieta recomendada

La Talasemia, conocida como anemia del Mediterráneo o de Cooley, es una enfermedad en la que la sangre no produce hemoglobina suficiente. Dentro de la Talasemia hay varios subtipos y tratamientos. Se sitúa geográficamente entre los pobladores de Italia, Grecia, África, Asia y Medio Oriente.
La Asociación Española de lucha contra las hemoglobinopatías y Talasemias define esta dolencia como: “un trastorno hereditario que afecta a la producción de hemoglobina normal (un tipo de proteína de los glóbulos rojos que transporta oxígeno a los tejidos del cuerpo). El déficit de ciertas cadenas de hemoglobina (alfa, ßeta…) causan la destrucción precoz de los glóbulos rojos antes de alcanzar la maduración completa, ello conlleva a un estado de anemia”. (1)
La severidad de esta enfermedad determina el tipo de Talasemia que sufre la persona: la Talasemia mayor (anemia de Cooley) una anemia muy severa que necesita de tratamiento preciso y continuo, y la Talasemia menor, que afecta a quien porta el gen alterado, causante de la dolencia y no necesitan tratamiento.
Existe una clasificación todavía más detallada:

α Talasemia rasgo (portador)
α Talasemia grave (Hemoglobina H)
α talasemia mayor (enfermedad de Bart).
β+ Talasemia Menor (Minor)
Enfermedad de la hemoglobina H
βº Talasemia Mayor (Major) o Anemia de Cooley (2)

La Talasemia puede ser transmitida por hombres y mujeres, sigue un patrón de herencia autosómico recesivo, es decir, deben estar presentes dos copias de un gen anormal para que se desarrolle la enfermedad o el rasgo.
En general los genes afectados son: los HBA1 y HBA2 que están relacionados con la producción de globina alfa y el gen HBB (globina beta)
De acuerdo con la doctora Aurora Feliú Torres, colaboradora científica de la Fundación Argentina de Talasemia (FUNDATAL), es imprescindible realizar un diagnóstico […]

Por |agosto 15th, 2016|Alimentación equilibrada, Dietas especiales, Salud y alimentación|Comentarios desactivados en La Talasemia causas, consecuencias y dieta recomendada
  • Alimentos con grasas Trans
    Permalink Alimentos con grasas TransGallery

    Qué son las grasas TRANS y por qué debemos disminuir su ingesta

Qué son las grasas TRANS y por qué debemos disminuir su ingesta

Para hacer más asequible la información y no confundirnos con nomenclaturas daremos una sencilla explicación de qué son las grasas TRANS y detallaremos –aparte- las diferencias entre grasas Saturadas e Insaturadas, y a su vez entre las Monoinsaturadas y Poliinsaturadas.

Os resumimos:
Los ácidos grasos trans (en inglés trans fatty acids, TFA) son un tipo de ácido graso insaturado que se encuentra principalmente en alimentos industrializados que han sido sometidos a hidrogenación o al horneado como los pasteles, entre otros. También se encuentran de forma natural en pequeñas cantidades en la leche y la grasa corporal de los rumiantes. (1)
De acuerdo con estudios realizados tanto en los Estados Unidos como en Europa, las grasas TRANS influyen en la aparición de enfermedades cardiovasculares, lo cual ha aumentado la atención de la comunidad científica y de la industria alimenticia sobre el tema.
Investigadores de la Universidad de Navarra y la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria, indican que su ingesta acrecienta el riesgo de sufrir depresión. Por el contrario, el aceite de oliva protege frente a esta dolencia. (2)
Las grasas TRANS o ácidos grasos TRANS coadyuvan al aumento de conocido como “Colesterol Malo” (lipoproteínas de baja densidad (LDL) y disminuye el denominado “Colesterol Bueno” (lipoproteínas de alta densidad (HDL). La hipercolesterolemia el riesgo de infarto, diabetes y obesidad.

Cómo se forman las grasas TRANS? Pues de tres maneras fundamentalmente:
– Biohidrogenación ruminal
– Hidrogenación industrial parcial
– Tratamientos térmicos (3)

A: Ácido elaídico (trans) y B: Ácido oleico(cis)

Grasas saturadas e insaturadas
Saturadas:

Se solidifican a temperatura ambiente
Las encontramos en alimentos de origen animal: carnes, embutidos, leches enteras y derivados como los quesos grasos y la nata
Se asocian con la obesidad, la diabetes y algunos tipos de cáncer
En el mundo vegetal está presenten en: […]

Por |agosto 13th, 2016|Alimentación equilibrada, Salud y alimentación|Comentarios desactivados en Qué son las grasas TRANS y por qué debemos disminuir su ingesta

La hipertensión arterial y la alimentación

 
A pesar de que las enfermedades cardiovasculares se encuentran entre las principales causas de morbilidad y mortalidad en el mundo, la hipertensión arterial SÍ es una dolencia tratable, hacerlo de forma adecuada, garantiza una mejor calidad de vida. Sin embargo, no seguir las pautas prescritas para su tratamiento, puede abrir una peligrosa brecha a la aparición de ateroesclerosis, y con ella, de los infartos y hemorragias cerebrales.

Los tratamientos para la hipertensión están diseñados para reducir la presión arterial a las cifras consideradas adecuadas y mantenerla de forma estable por períodos de tiempo prolongados. Para garantizar el éxito de estas normas es importante desarrollar un estilo de vida saludable y tener una alimentación adecuada.
“La presión arterial es la fuerza que ejerce la sangre contra la pared de las arterias cuando es bombeada desde el corazón. La presión arterial se mide en milímetros de mercurio (mmHg). Existe una presión arterial sistólica –popularmente conocida como “la máxima”– y una presión arterial diastólica –popularmente conocida como “la mínima”–. El valor normal de presión sistólica es de hasta 120-129 mmHg y el valor normal de presión diastólica es de hasta 80-84 mmHg. Estas cifras son las recomendadas en adultos sanos”. (1)
La hipertensión arterial (…) produce cambios en el flujo sanguíneo, a nivel macro y microvascular, causados a su vez por disfunción de la capa interna de los vasos sanguíneos y el remodelado de la pared de las arteriolas de resistencia, que son las responsables de mantener el tono vascular periférico. (2) 
Todavía no se ha definido una causa concreta para la aparición de la hipertensión, por lo cual se clasifica dentro de las enfermedades multicausales.
Puede originarse por:

Diabetes
Colesterol elevado
Obesidad o sobrepeso
Tumores (feocromocitoma)
La cantidad de agua y […]

Por |agosto 12th, 2016|Alimentación equilibrada, Dietas especiales, Salud y alimentación|Comentarios desactivados en La hipertensión arterial y la alimentación

Los malos hábitos y su incidencia en la calidad de vida

Escuchamos hablar con frecuencia de los malos hábitos y del papel que juegan en que tengamos una mejor o peor calidad de vida. Se definen como: “aquellas acciones o conductas negativas que son repetidas por una persona de un modo sistemático. Estas acciones o conductas tienen consecuencias negativas en la salud, traen daños irreparables, son difíciles de corregir y conllevan a tener una peor calidad de vida “. (1)

Entre los más comunes podemos nombrar: el abuso del alcohol, de la exposición al sol, el tabaquismo, la obesidad, una rutina sedentaria y la mala alimentación, esta última se refiere a que escogemos mal el tipo, la calidad y la cantidad de los nutrientes que ingerimos.
Las enfermedades “estrella” en este siglo XXI y responsables del mayor número de muertes en el denominado Primer Mundo, son: las cardiovasculares, el cáncer, las dolencias respiratorias y la diabetes, muchas de ellas relacionadas con la mala alimentación, con algunas adicciones (como el tabaco y el alcohol) y la ausencia de ejercicios físicos.

Este panorama se “agrava” por la presencia –a veces excesiva en nuestras vidas- del coche, el ordenador, los ascensores y rampas o escaleras eléctricas.

Un estudio reciente señala que el sedentarismo produce el doble de muertes que la obesidad, es por ello que el ejercicio físico es indispensable si se pretende llevar una vida sana y, además, guarda muchos otros beneficios como pasar tiempo al aire libre, divertirse, relajarse o relacionarse. (2)
A continuación relacionamos otros hábitos que tenemos y desarrollamos a diario, a veces sin percatarnos:

No dormir lo suficiente

Comer pocas frutas y vegetales

Escuchar música a volumen alto

Eliminar completamente la grasa de la dieta.

El excesivo cuidado del cuerpo te puede conducir a la bulimia y anorexia

Exceso de sal en nuestras comidas

No cuidar […]

Por |marzo 23rd, 2016|Salud y alimentación|Comentarios desactivados en Los malos hábitos y su incidencia en la calidad de vida
  • dna_genotipo PETIT
    Permalink Gallery

    El Genotipo Ahorrador y la predisposición humana a la obesidad

El Genotipo Ahorrador y la predisposición humana a la obesidad

Desde hace décadas un sin número de investigadores se ha volcado en la búsqueda y definición de los factores que predisponen al ser humano a sufrir Obesidad y las enfermedades que se le asocian, fundamentalmente la Diabetes Mellitus y el Síndrome Metabólico.
Quienes estudian la Genética de la Obesidad afirman de la existencia de genes -condicionados por factores ambientales y antropológicos- que pueden condicionar la aparición de un determinado Índice de Masa Corporal.
Hay que tener en cuenta que a esta predisposición genética es necesario agregar algunos factores, tales como:

La falta de actividad física
La “occidentalización alimentaria”
La inseguridad alimentaria
Factores culturales
Políticas económicas, que pueden hacer cambiar las variables aportadas por la Antropología.

En otras palabras, que los aspectos antes mencionados pueden “modificar” –por así decirlo- las “condiciones originales” de un tipo de población, hacerlas evolucionar y cambiar su fenotipo.

¿Qué es el fenotipo?
Un fenotipo es cualquier característica o rasgo observable de un organismo, como su morfología, desarrollo, propiedades bioquímicas, fisiología y comportamiento. La diferencia entre genotipo y fenotipo es que el genotipo se puede distinguir observando el ADN y el fenotipo puede conocerse por medio de la observación de la apariencia externa de un organismo. (1)

¿Y el Genotipo?
El genotipo se refiere a la información genética que posee un organismo en particular. En forma de ADN junto con factores ambientales que actúan sobre el ADN, determina las características del organismo, es decir, su fenotipo. Se define también como el conjunto de genes de un organismo y el fenotipo como el conjunto de rasgos de un organismo. (2)

La Teoría del Genotipo Ahorrador y la Epigenética
En la búsqueda de un “culpable” genético a la aparición de la Obesidad jugó un papel importantísimo el genetista estadounidense James Van Gundia Neel (1915-2000).
En los años 60 […]

Por |noviembre 20th, 2015|Salud y alimentación|Comentarios desactivados en El Genotipo Ahorrador y la predisposición humana a la obesidad

El chocolate y la dieta… están reñidos?

Para llegar al chocolate que hoy nos deleita es necesario hacer un largo recorrido. Todo parte de un árbol originario de regiones tropicales con abundantes precipitaciones, denominado el Theobroma cacao L. que produce vainas llenas de semillas y, de ellas, se origina el Cacao, también denominado Cocoa.
Aportamos un dato curioso, y en ocasiones, poco conocido: hay dos variedades de cacao: uno es rojo que al madurar se transforma en morado y el otro es verde que cuando madura se torna amarillo, ambos portan semillas color marrón protegidas por una cubierta blanca.
 

Os mostramos fotos:

 

De las semillas de cacao se obtiene la pasta de cacao y la manteca
Tras ser extraídas de las vainas, las semillas de cacao son sometidas a un proceso similar a las de café: se ponen a secar y después se tuestan. Tras este paso, se decide qué tipo de chocolate se quiere hacer y, a partir de ahí, se le agrega leche y azúcar porque….el cacao es amargo, muy amargo.
En las antiguas civilizaciones Maya y Azteca que florecieron en América, el cacao “fue utilizado como moneda, elemento de intercambio comercial y pieza clave en la preparación de comidas y bebidas. El registro arqueológico de cacao más antiguo hasta la fecha se remonta a 2,600 años atrás”. (1)
En algunas naciones las semillas de cacao, una vez tostadas, se amasan con manteca hasta formar una bola color caoba, a la cual “se le agrega canela, clavo de olor, nuez moscada, vainillina -vainilla- y papelón previamente rallados. Se amasa todo junto hasta lograr una masa compacta. Con las manos se hacen finalmente las bolas de cacao. Con cada una de ellas se puede preparar diferentes dulces, desde el chocolate caliente y merengadas hasta tortas, galletas […]

Por |septiembre 12th, 2015|Alimentación equilibrada, Salud y alimentación|Comentarios desactivados en El chocolate y la dieta… están reñidos?

El Miso, fuente de valor nutricional

El Miso (味噌) que en japonés significa «fuente del sabor», es un condimento aromatizante y fermentado que le añade gusto a las comidas.  Es de origen chino y en el siglo VII se extendió al Japón y en los años 70 del pasado siglo comenzó a comercializarse en Occidente. Es una pasta salada que se obtiene de la soja fermentada y puede ser de color marrón, blanca, roja o amarilla. La pasta de Miso se obtiene a partir de soja (sola o acompañada por algunos cereales como el arroz, la cebada o el centeno) fermentada con sal marina. Para ello se cuecen las habas de soja con el cereal elegido, se inocula el moho Rhizopus (Koji), sal y luego se deja que se produzca una fermentación láctica que puede durar desde unos pocos meses a varios años. Cuanto más larga sea la fermentación más intenso será el sabor de los misos que se obtengan. (1)
Los misos más afamados son fermentados por largo tiempo obteniéndose así:

Shiromiso: es decir miso blanco: su fermentación dura aproximadamente un año y resulta ser el de sabor más suave;
Akamiso: es decir miso rojo: su fermentación dura aproximadamente dos años teniendo un sabor más fuerte que el blanco;
Kuromiso: que es el miso negro: su fermentación dura aproximadamente tres años y su gusto es intenso.
Hatchomiso:es la variedad más concentrada y proteica al no llevar ningún tipo de grano añadido (arroz, trigo o cebada). (2)

Otros  muy conocidos son:

Mugí Miso: Lo hacen con soja y cebada. Contiene un 13% de proteínas. Es uno de los que tiene más éxito en Occidente ya que su sabor no es ni demasiado fuerte ni demasiado suave.
Shiroimiso  (Miso blanco o realmente de amarillo a marrón claro): su fermentación dura aproximadamente un […]

Por |marzo 26th, 2015|Alimentación equilibrada, Dietas especiales, Salud y alimentación|Comentarios desactivados en El Miso, fuente de valor nutricional

Los cítricos, medicina natural

Las vitaminas y nutrientes que aportan los cítricos cuentan dentro de la llamada Medicina Natural o Alternativa. Sus propiedades son reconocidas por expertos y científicos quienes instan a consumirlos con asiduidad y, también con moderación, para mantener un buen equilibrio alimentario.
Las flores de los cítricos y sus aceites esenciales fueron utilizadas desde tiempos remotos en la fabricación de perfumes y cosméticos. En aquellos lejanos tiempos no eran parte esencial de las dietas, pero sí estaban presentes en el stock de la medicina tradicional.
Los cítricos cuentan entre las “materias primas” utilizadas por la Medicina Natural, conocida también como: Energética y Naturalista o Complementaria. Forman parte de consejos y recomendaciones transmitidos de generación en generación y que –a lo largo de los siglos- coadyuvaron a la prevención, curación y rehabilitación de diferentes dolencias.
Infusión de Manzanilla
Se cree que los primeros cítricos aparecieron en Medio Oriente; el antepasado más antiguo conocido, es la variedad Citrus medica L., que probablemente Alejandro Magno introdujo en la cuenca del Mediterráneo desde la India. (1)
Las mandarinas eran conocidas en China alrededor del siglo X, pero no en Europa, donde llegaron sólo a comienzos del siglo XIX: fueron un regalo de una provincia mandarín a Inglaterra.
Otro cítrico, el pomelo (Citrus Grandis) por influencia del idioma inglés se confunde con la toronja (Citrus paradisi), llamada también Shaddock y “manzana de Adán”; apareció en Palestina a comienzos del siglo XIII y fue cultivada por los árabes.
El limón, por su parte, fue mencionada por primera vez en Europa por Sir Thomas Herbert en su libro de viajes: descubrió naranjos, limoneros y árboles de lima frente a la i sla de Mozambique a mediados del siglo XVII. (2)
Algunos cítricos y sus propiedades
La naranja
Es una fruta cargada de […]

Por |enero 15th, 2015|Dietas especiales, Salud y alimentación|Comentarios desactivados en Los cítricos, medicina natural

Alimentos contra el colesterol

El colesterol es el principal esterol del organismo humano. Los esteroles son un tipo de grasas naturales presentes en el organismo. El nombre de «colesterol» procede del griego χολή kolé ‘bilis’ y στερεος stereos ‘sólido’, por haberse identificado por primera vez en los cálculos de la vesícula biliar. (1)
Es una sustancia adiposa que forma parte de las membranas celulares de todo el cuerpo, y que en su mayor parte se produce en el hígado (80%). Los niveles de colesterol de un individuo están determinados en gran medida por la genética, puede ser una característica hereditaria. Una dieta con alimentos ricos en  grasas saturadas, grasas trans y grasa total afecta los niveles de colesterol. (2)
Acumular grandes cantidades de colesterol provoca aterosclerosis, accidente cerebrovascular y enfermedad vascular periférica. Es también un importante constituyente de los cálculos biliares.
El Comité Español Interdisciplinario para la Prevención Cardiovascular indica que el objetivo es tener un nivel de colesterol total por debajo de 200 mg/dl,  un colesterol malo (LDL) inferior a 130 mg/dl y un colesterol bueno (HDL) por encima de 40-50mg/dl,  para mantener un corazón sano. (3)
Aquí os mostramos un pequeño esquema que recoge los índices recomendados de colesterol en sangre (4):

El Colesterol bueno y el malo

El colesterol “malo” (LDL) al estar en exceso se adhiere a la elastina de la pared venosa, y deja “pegada” la grasa que contiene, en el interior
de las venas.
El colesterol bueno (HDL) “recoge” la grasa circulante o pegada en las venas y la lleva hacia el hígado en donde se procesa.

Para tener más colesterol “bueno” (HDL) la sugerencia es:

moderar el consumo de grasas.
preferir las grasas de origen vegetal (aceite de oliva, maiz, cánola o colza) en lugar de las grasas animales (mantequilla o manteca […]

Por |enero 7th, 2015|Alimentación equilibrada, Dietas especiales, Salud y alimentación|Comentarios desactivados en Alimentos contra el colesterol

La vitamina D aliada esencial

La vitamina D se forma a partir de dos provitaminas: la provitamina D3 (7-Deshidrocolesterol), de origen animal y la provitamina D2 (Ergosterol), de origen vegetal.
Es liposoluble, ayuda al cuerpo a absorber el calcio que ingerimos en los alimentos. También auxilia al organismo a mantener una cantidad adecuada de fósforo en la sangre.
Juega un papel fundamental en nuestra salud, ayuda a mantener los huesos sanos, reduce la aparición de Colesterol (LDL, el llamado malo) y disminuye el riesgo de cáncer de mama (entre otros).
Además participa activamente en el buen funcionamiento del Sistema Nervioso y en el buen estado de nuestros dientes.
“También inhibe las secreciones de la hormona paratiroidea (PTH) desde la glándula paratiroides y afecta el sistema inmune por su rol inmunosupresor, promoción de fagocitosis y actividad antitumoral”. (1)

Importancia del consumo de Vitamina D.
La deficiencia de vitamina D suele ser resultado de una dieta no equilibrada, aunada a una inadecuada exposición solar; también puede ocurrir por desórdenes que limiten su absorción, o condiciones que reduzcan la conversión de vitamina D en metabolitos activos, tales como alteraciones en hígado o riñón, o raramente por desórdenes hereditarios. (2)
Es especialmente importante evitar falta de calcio en los niños y en las personas mayores. Por ello, en los primeros es importante que una alimentación equilibrada  y exposición frecuente al sol. En el caso de las personas de más de 50 años se agrega el consumo de suplementos vitamínicos.
La ausencia de vitamina D produce en los adultos:

Osteoporosis: caracterizada por fragilidad de los huesos.
Osteomalacia: una enfermedad que debilita los huesos en adultos y que es similar al raquitismo.
Hipocalcemia: caracterizada por bajas concentraciones de calcio en la sangre. (3)

Muchos expertos están de acuerdo en que el aporte diario de […]

La acrilamida y su influencia en la alimentación

La Acrilamida es un compuesto orgánico de tipo amida, es blanca, inodora y cristalina, soluble en agua, etanol, éter y cloroformo. Se forma en alimentos durante su cocinado o procesado a altas temperaturas (especialmente en los productos que contienen almidón.  También es un componente del humo del tabaco. (1)
Puede producirse durante el proceso de calentamiento, cuando se alcanzan temperaturas de 120°C o más al freír, tostar o asar.
Esta sustancia sólo se usaba en procesos industriales como la fabricación de plásticos, colas, papel y cosméticos. La exposición fortuita de los trabajadores de estas industrias a niveles elevados llevó a su identificación como una Neurotoxina. (2)
En estudios con sistemas experimentales in vitro que incluían cultivos de células de mamífero, e in vivo con ratas y ratones, se ha demostrado que daña al material genético de la célula y que también induce tumores en ratas tras un largo periodo de administración.
Por todo lo expuesto anteriormente, se llega a la conclusión de que la Acrilamida es un genotóxico carcinógeno para el que no es posible determinar un nivel de exposición seguro. Se debe asumir que existe algún riesgo, aunque sea pequeño, incluso a niveles de exposición muy bajos. (3)
Otras pesquisas revelan que en la aparición de este elemento influye también la presencia de un aminoácido conocido como Aspargina
Una reacción entre esta y un azúcar reductor o carbonilo reactivo produce acrilamida (amida acrílica) en los alimentos cuando se calientan a temperatura suficientemente alta. Estos productos están presentes en frituras, como patatas al hilo, en hojuelas, y café tostado.  (4)
 
Fórmula química de la Aspargina

La Reacción de Maillard 
La reacción de Maillard es un conjunto de reacciones químicas que se producen entre las proteínas y los azúcares reductores que se dan al […]

Por |diciembre 29th, 2014|Salud y alimentación|Comentarios desactivados en La acrilamida y su influencia en la alimentación

La Epigenética, el camino hacia una vida mejor

Como Epigenética se definen aquellos fenómenos que no afectan la secuencia de ADN de los genes pero que sí varían su expresión. Para entenderla es necesario conocer primero que son el genoma y el epigenoma humanos.
Genoma: es el conjunto de genes contenidos en los cromosomas, lo que puede interpretarse como la totalidad de la información genética que posee un organismo o una especie en particular. (1)
Epigenoma: es el conjunto de procesos químicos que modifican la actividad del ADN pero sin alterar su secuencia pero que permiten que los genes se activen o desactiven, por ejemplo: bien determinando el sexo de una persona o bien desencadenando una enfermedad. (2)
En resumen: el genoma es heredado, no varía, es inmutable, sin embargo el epigenoma sufre cambios y se altera porque es susceptible a la influencia externa de –entre otros aspectos- la alimentación, los estilos de vida, la radicación solar, los fármacos, el estrés, etc.
Las emociones y vivencias de los sujetos también pueden propiciar cambios epigenéticos Estas transformaciones o cambios se producen a lo largo de toda nuestra vida.

Una molécula de histona, que junto con otras proteínas no histónicas y el ADN forma la cromatina en el núcleo.
http://nyc.org.es/epigenoma-nueva-pesadilla-para-evolucionismo/
La Epigenética, por su parte, es definida como  una rama de la bilogía “que pretende explicar por qué los organismos vivos expresan unos genes y silencian otros para conformar así sus características físicas particulares y la susceptibilidad de desarrollar determinadas enfermedades”. (3)

Conrad Waddington, descubridor de la Epigenética
De alguna manera la epigenética se comporta como el enlace del ambiente con la genética, es por ello, que algunos investigadores afirman que el factor externo influye en la “vida y comportamiento” de los genes, y entonces se podrá deducir que muchas dolencias se producen […]

Por |noviembre 22nd, 2014|Salud y alimentación|Comentarios desactivados en La Epigenética, el camino hacia una vida mejor

La Celiaquía. Vivir sin gluten

  

 

La Celiaquía o enfermedad celíaca, conocida por sus siglas EC, es considerada una dolencia autoinmune y multisistémica. A diferencia de otras afecciones de ese tipo, su origen y causas están definidos perfectamente por la ciencia: una intolerancia permanente al gluten, que aparece en individuos genéticamente susceptibles. (1)

El gluten es una proteína que se encuentra en los cereales, fundamentalmente en trigo, avena, cebada o centeno, pero también aparece en otros menos conocidos como: espelta, escanda, kamut o el triticale, este último es un híbrido que procede del cruzamiento entre trigo y centeno. El gluten no es una proteína indispensable.

“Es responsable de la elasticidad de la masa de harina, lo que permite que junto con la fermentación el pan obtenga volumen, así como la consistencia elástica y esponjosa de los panes y masas horneadas”. (2)

Las personas que padecen de EC pueden presentar síntomas muy variados y enfermedades asociadas. Sin embargo, algunos celíacos son asintomáticos -a nivel digestivo- durante largos períodos de tiempo.

INFANCIA
ADOLESCENCIA
ADULTO

Vómitos
Anemia ferropénica
Diarrea malabsortiva

Diarreas fétidas,
abundantes y grasosas
Dolor abdominal
Diarrea malabsortiva
Apatía
Irritabilidad

Nauseas
Estreñimiento,
meteorismo
Depresión

Anorexia
Hepatitis
Astenia

Astenia
Estomatitis aftosa
Inapetencia

Irritabilidad
Queilitis angular
Pérdida de peso

Pelo frágil
Dermatitis atópica
Dermatitis herpetiforme

Distensión abdominal
Cefaleas, epilepsia
Anemia ferropénica

Hipotrofia muscular:
nalgas, muslos y brazos
Estatura corta
Retraso puberal
Osteoporosis, fracturas,
artritis, artralgias

Fallo de crecimiento
Menarquia tardía

Introversión
Artritis crónica juvenil
Colon irritable, estreñimiento

Dependencia
Abortos, infertilidad, menopausia precoz, recién nacidos con bajo peso

Leucopenia, coagulopatías, trombocitosis
Frecuentemente asintomática
Epilepsia, ataxia, neuropatías periféricas

Defectos del esmalte dental
Cáncer digestivo

Retraso pondoestatural
Hipertransaminemia

Dislexia, autismo, hiperactividad

                                                       www.celiacos.org
“Los síntomas más frecuentes son: pérdida de peso, pérdida de apetito, fatiga, náuseas, vómitos, diarrea, distensión abdominal, pérdida de masa muscular, retraso del crecimiento, alteraciones del carácter (irritabilidad, apatía, introversión, tristeza), dolores abdominales, meteorismo, anemia por déficit de hierro resistentes a tratamiento”. (3)
Para un primer […]

Por |octubre 6th, 2014|Alimentación equilibrada, Ecología, Salud y alimentación|Comentarios desactivados en La Celiaquía. Vivir sin gluten

Espagueti al estilo mediterráneo

Ingredientes: (para 4-5 personas)
400 g Espagueti integral

180 g  Cebolla

250 g Tomate

100 g Olivas negras

10 u Alcaparras

1 cups Ajo y perejil

1 cp. Aceite de Oliva
 Elaboración:
Hervir los espagueti con abundante agua, un poco de sal y un chorrito de aceite de oliva virgen, una vez cocidos, escurrir y dejar enfriar, puede optar por hacer un baño maría inverso (agua fría). Reservar en una bandeja con un poco de aceite para que no se peguen unos con otros.
Preparar la salsa mediterránea: pelar y cortar la cebona muy fina, y rallar o triturar los tomates. En una sartén antiadherente poner la cebolla y pochar hasta que quede transparente, cuando tenga esa textura poner 1 cp. de aceite de oliva virgen y añadir el ajo, el perejil, las olivas y las alcaparras, dar un par de vueltas y añadir el tomate dejándolo un par de minutos.
Poner los espagueti en una fuente  con la salsa por encima  y !LISTO PARA SERVIR¡.

Composición nutricional

Por |junio 28th, 2014|Recetas, Segundos Platos|Comentarios desactivados en Espagueti al estilo mediterráneo

¡Adiós al comer emocional!

En numerosas ocasiones, detrás de un aumento de peso o de la obesidad, existen otros aspectos no tan visibles pero que deben tenerse en cuenta: LAS EMOCIONES.
Desde que nacemos el acto de comer está presente. Es un acto de supervivencia, cultural y social. Según la Dra. Mónica Katz “Es una herramienta imprescindible al servicio de la regulación del placer y el estrés”..
Ya desde la lactancia aprendemos hábitos y actitudes frente a la comida, que conformaran nuestra personalidad alimentaria. Nuestros padres, abuelos y nuestro entorno nos enseña que es bueno para nosotros, de ahí que es muy importante la educación en el seno familiar. No podemos pretender que nuestros hijos coman saludablemente si lo que predomina en nuestra mesa son alimentos superfluos.
La alimentación y las emociones se afectan mutuamente en un camino de  doble sentido. Una alimentación deficiente alterará las funciones cerebrales por un déficit nutricional, que a su vez afectará a los estados emocionales y a la inversa
 

En función de nuestro estado de ánimo elegiremos los alimentos que comemos y regularemos la cantidad que ingerimos restriccionando o en ocasiones consumiendo en exceso.
El estrés, el aburrimiento y la tristeza puede forzarnos a comer compulsivamente o a reducir nuestras ganas de comer.
Por medio de la comida se intentan satisfacer nuestros sentimientos, emociones o sensaciones llevándonos a un aumento de peso o en otras ocasiones a pérdidas excesivas. No es lo mismo tener hambre que tener HAMBRE EMOCIONAL.
Como reconocer el HAMBRE EMOCIONAL?

ARREBATO REPENTINO
DIRIGIDO HACIA UN ALIMENTO CONCRETO
NO PUEDE ESPERAR
SIGUES COMIENDO SIN HAMBRE
SENSACIÓN DE CULPA TRAS HABER COMIDO

Una dieta adaptada a tus necesidades junto con el coaching dietético te ayudará a no reaccionar de forma automática delante de tus emociones y aumentar tu capacidad reflexiva. Poco a […]

Por |junio 9th, 2014|Alimentación equilibrada|Comentarios desactivados en ¡Adiós al comer emocional!

Alimentación vegetariana

Una dieta vegetariana es aquella que hace acopio de los nutrientes necesarios por medio de: cereales, verduras y frutas, legumbres, frutos secos y semillas con o sin productos lácteos y huevos. La dieta vegetariana no incluye aves de corral, carnes, caza, pescados, mariscos o subproductos de ellos.
Existen diferentes tipos de vegetarianismo

Lactoovovegetarianos:

incluyen en su dieta huevos y productos lácteos. Es el tipo más común de la dieta vegetariana.

Lactovegetarianos:

incluyen los productos lácteos comen productos lácteos pero evitan los huevos.
Veganos:
no consumen productos lácteos,     huevos, o cualquier otro producto que se derivan de los animales.
Los motivos por los que una persona puede optar por este tipo de alimentación pueden ser diferentes: éticos, morales, religiosos, medio ambiente o por cuestiones de salud.
Las dietas vegetarianas están recomendadas por muchos organismos médicos oficiales de reconocido prestigio, entidades y asociaciones a nivel nacional e internacional.
Está contrastado, que una dieta vegetariana debidamente planificada y estructurada es saludable y es capaz de prevenir ciertas enfermedades relacionadas con la diabetes, el corazón, diversos tipos de cáncer y el sistema osteoarticular y el sistema renal.
Una dieta vegetariana es más baja en proteínas que una dieta convencional, más allá de ser este un inconveniente representa una ventaja, ya que el exceso de proteína está asociado a cálculos renales y sobrecargas de riñón y osteoporosis. Como ya hemos mencionado, una dieta bien planificada es capaz de aportar las cantidades necesarias de proteína.
Aunque no se da en todos los casos, si eres VEGETARIANO debes vigilar tus niveles de:

 Vitamina B12 ( puedes paliar un déficit bajo con alimentos fortificados)
 Vitamina D ( puedes paliar un déficit bajo con alimentos fortificados)
 Zinc
 Calcio
 Hierro
 Yodo
 Acidos grasos Omega 3

 
Durante el embarazo y en mujeres lactantes se ven aumentadas las necesidades nutricionales y […]

Por |abril 21st, 2014|Dietas especiales, Ecología|Comentarios desactivados en Alimentación vegetariana